Arxiu

Volatilidad

En los años en que la economía española era una inmensa burbuja y la bolsa mostraba una exuberancia irracional, los ahorradores veían crecer el valor de sus títulos y los que destinaban sus ahorros al ladrillo, que según la creencia popular nunca bajaban de valor, no dejaban de sorprenderse por la incesante revalorización de sus inversiones. Funcionaba el llamado efecto riqueza, un espejismo que se traducía en un  aumento permanente de los activos, de los patrimonios de las familias, muchas veces sustentados en créditos e hipotecas. Ese era el dulce fruto de los días de vino y rosas.
Con la crisis las cañas se tornaron lanzas y el efecto riqueza remitió hasta convertirse en efecto pobreza. Se calcula que en los últimos cinco años las familias han perdido por término medio casi la mitad del dinero que tenían invertido en bolsa al inicio de la crisis y han visto cómo se devaluaba la cotización de aquellos inmuebles que antes no paraban de revalorizarse. A ello hay sumar la disminución de la renta disponible y la precarización del trabajo.

No se trata de ningún espejismo, es una realidad incuestionable que somos más pobres, que todos hemos visto cómo se devaluaba el patrimonio familiar y cómo empeoraban las expectativas. Ese proceso de empobrecimiento ha perjudicado a unos más que otros, pero ha beneficiado a muy pocos. La vida es hoy más dura que ayer, y quizás que mañana.
Lo que anteayer era sólido y parecía duradero, es hoy gaseoso, provisional, inseguro. Nuestro mundo es mucho más volátil y la riqueza de muchos se ha evaporado de forma dramática, se ha inmolado en el altar de la crisis.

Comentaris

Diari de Sabadell, el diari de sempre, al servei dels sabadellencs i vallesans.

Telèfon Redacció: 937 275 545 sabadell@diaridesabadell.com

Telèfon Publicitat: 937 275 545 publicitat@diaridesabadell.com

Les Valls, 10, 2a planta 08201 – Sabadell

Copyright © 2018 Diari de Sabadell | Novapress Edicions S.L.

To Top