Publicitat
Ciutat

El acceso de los jóvenes al mercado laboral cada vez se retrasa más

Más de 10.200 personas utilizaron el año pasado los servicios dirigidos a desempleados / LLUÍS FRANCO

– Yolanda Rico –

Pese a la mejora de la ocupación entre la población activa, los jóvenes siguen sin encajar en las demandas del mercado laboral. Constituyen el colectivo con más problemas para acceder a un empleo y, aunque la formación es un elemento esencial para su inserción laboral, los datos demuestran que en estos momentos tampoco constituye una garantía para poder trabajar. Para amortiguar la caída de la ocupación entre los jóvenes se diseñan estrategias como los programas de Garantía Juvenil que, en Sabadell, gestiona el Vapor Llonch y que en el 2016 propiciaron que un 67 por ciento de los participantes encontraran un empleo.

El Observatori de l’Economia Local de Sabadell advierte que la cifra de jóvenes con una ocupación remunerada ha caído casi un 42 por ciento desde el inicio de la crisis. En concreto, durante el periodo comprendido entre marzo del 2008 y enero de 2017. Datos que refuerza también el Observatori Català de la Joventut, según el cual durante el cuarto trimestre del 2016 la tasa de actividad juvenil continuó bajando al contrario de lo que ocurría entre el conjunto de la población. La tasa de actividad entre los jóvenes se sitúa en el 58,3 por ciento. Esto se traduce en que menos de la mitad de los jóvenes tienen un trabajo (42,3 por ciento).
En Sabadell, los menores de 25 años sin empleo representan el 5,9 por ciento de los parados de toda la ciudad.

Para conseguir mejorar las expectativas profesionales de este grupo, las administraciones ponen a su alcance diferentes estrategias. En el caso de Sabadell, el Ayuntamiento ha informado que cuenta con un plan de actuación diseñado específicamente para menores de 29 años. Para participar en algunas de las acciones que incluye este programa es necesario inscribirse en el registro del Sistema Nacional de Garantía Juvenil. Ésta es una iniciativa de la Unión Europea cuyo objetivo es que los jóvenes que no trabajan o que han dejado de estudiar puedan recibir en un plazo de cuatro meses una oferta de trabajo, un periodo de prácticas, formación en empresas o un curso de formación. En el 2016 se realizaron cuatro programas de Garantía juvenil. El resultado fue que el 67 por ciento de sus 271 participantes acabaron trabajando en una empresa. Los datos municipales apuntan también que 76 de los 139 jóvenes que asistieron al espacio de búsqueda de empleo también pudieron acceder al mercado laboral.

Publicitat
To Top