Arxiu

Eufemismos

La Unión Europea la lía por momentos, pero… tranquilos: España ni es Chipre ni se le parece. Aquí los ahorradores se encuentran a salvo, un país en el que no ha lugar a sobresaltos. Las declaraciones gubernamentales de que la deriva confiscatoria contra los depositantes bancarios chipriotas no sería extrapolable nos debe enorgullecer.
Anuncia Montoro que lo que él propone (los bancos lo saben desde hace mucho y así se lo han hecho saber a sus clientes –después de las hipotecas, las preferentes, son cristalinos como el agua–) no se puede denominar un gravamen al estilo chipriota. “No existe, ni ha existido, ni va a existir un depósito sobre los depositantes, sobre los ahorradores”, anuncia el ministro con la seguridad de quien se traga las palabras según las pronuncia. Y como si lo anunciado no hubiera quedado suficientemente claro añade: “lo que se está planteando es un impuesto sobre las entidades bancarias, modesto y no recaudatorio, en un tipo moderado para compensar a aquellas comunidades a las que se les impidió ponerlo en marcha”. Desde lejos se le ve a la peña respirando con alivio, un impuesto directamente al corazón bancario, a los poderosos que, cigarro habano en la mano, van temblando al tiempo que mentan a alguna madre.
Servidor tenía por inteligente al señor ministro de Hacienda, uno se lo imagina riguroso y preciso como un reloj suizo, además de sincero. Los eufemismos están bien cuando tienen una finalidad práctica, incluso curativa. “¡Qué buen aspecto tienes!”, le espetas a un moribundo a la espera de que mejore el ánimo de ese día; es lo que se dice una mentira piadosa. Del mismo modo que todos los defraudadores, lo dice Bárcenas, “unas veces declaraba impuestos y otras no, como es habitual” sabían que en Chipre, las Islas Caimán, la hermosa Suiza, además de pagar más por el dinero, no preguntan demasiado. Quien más y quien menos ya sabe lo que pagan las entidades bancarias en España por los depósitos a plazo, y lo que van a pagar en el futuro próximo lo sabemos todos, menos el ministro.

Comentaris

Diari de Sabadell, el diari de sempre, al servei dels sabadellencs i vallesans.

Telèfon Redacció: 937 275 545 sabadell@diaridesabadell.com

Telèfon Publicitat: 937 275 545 publicitat@diaridesabadell.com

Les Valls, 10, 2a planta 08201 – Sabadell

Copyright © 2018 Diari de Sabadell | Novapress Edicions S.L.

To Top